Oficina: 91 630 12 96 - Móvil: 656 679 794 - 647 752 650

El dosier corporativo es un documento comercial donde se presenta la compañía para dirigirse a sus potenciales clientes y proveedores. Un dosier es un documento atractivo y original que apetece leer. En él ofrecemos información detallada de quiénes somos, qué hacemos y a quiénes nos dirigimos.

El dosier corporativo es un documento imprescindible de venta.

¿Cómo es el tuyo? A la hora de desarrollar tu dosier corporativo debes pensar en el cliente, en quién lo va a recibir, para que lo redactes incidiendo en lo más importante y, siempre, ofreciendo información útil y de valor.

Hay que tener en cuenta el fondo y la forma, dos aspectos fundamentales:

  1. La redacción de la información
  2. El diseño

Y seguir una serie de recomendaciones básicas que pueden suponer el éxito para tu empresa.

  1. La redacción de la información

Piensa en qué quieres destacar, qué es lo más importante que deben conocer, tus clientes, de tu empresa:

  • Quién eres: Ofrece datos que den confianza como cuánto tiempo llevas en el mercado, (denota experiencia), qué directivos hay al frente y cómo es el equipo (da cercanía), detalla los hitos importantes de la empresa (muestras tu trayectoria de forma visual), etc.
  • En qué destacas: Es importante que muestres tus puntos fuertes, en lo que te diferencias de tu competencia, por qué deben contratar tus productos o servicios.
  • Qué haces: Presenta tus productos y servicios, tus éxitos, de forma atractiva, con imágenes que acompañen las descripciones, ofrece información relevante. Y mejor con gráficos e infografías.
  • Cómo lo haces: No solamente destaques lo bien que los haces sino que puedes mostrarlo con datos, cifras, estudios e incluso citas de otros clientes.
  • Quiénes son tus clientes: En este apartado puedes mostrar los sectores a los que te diriges para que tu potencial cliente se sienta identificado. También puedes resaltar los proyectos más interesantes o incluir los logotipos de los clientes más representativos.
  • Datos de contacto: Incluye todas las formas de contacto posible: Página web, teléfono, dirección postal y correo electrónico. Si tu empresa tiene perfil en redes sociales, debes ponerlas también. Anímales a que contacten contigo.

  1. El diseño

Además de una buena redacción de los textos, deben estar bien estructurados y ser fácilmente legible, interesante y atractivo.

Busca la armonía de colores, la sincronía entre textos e imágenes:

  • Establece las normas de diseño del dosier: Los tamaños y colores de los títulos, subtítulos, espacios, etc. Dónde vas a colocar la paginación, cómo va a ser el pie de página, si vas a maquetarlo a una, dos o tres columnas, etc. Debe haber armonía en todo el dosier.
  • Sigue el manual de identidad corporativa: Utiliza las tipografías, colores, estilos, cuerpos, etc. del manual de identidad corporativa de la empresa y opta por aquellas alternativas que armonicen.
  • Elige tipografías claras: Ten en cuenta que debes utilizar una tipografía fácilmente legible, con un tamaño adecuado y usar los interlineados suficientes así como los espacios para que los párrafos queden bien estructurados.
  • Distribuye correctamente la información: Estás contando una historia, de modo que debes seguir el guión que has hecho al redactar la información. Colócala adecuadamente, haz bloques de contenido y redáctalo correctamente.
  • Utiliza frases sencillas que aporten información.  Por supuesto, sin faltas de ortografía.
  • Utiliza buenas imágenes: Debes acompañar los textos con fotografías de buena calidad o con ilustraciones y, si no dispones de ellas, puedes adquirirlas en un banco de imágenes o contratar a un fotógrafo profesional.

Ten en cuenta que te estás presentando y una buena primera impresión es importante y definitiva.

El dosier corporativo es un documento comercial muy importante al que deberás dedicar tiempo y esfuerzo si quieres un buen resultado. Hay programas que te ayudan a diseñarlo, como el que presentábamos en nuestro anterior artículo y, por supuesto, profesionales que saben cómo destacar lo mejor de tu empresa para alcanzar el éxito.

Algunos consejos generales

  1. Piensa en tu cliente final y dirígelo a él
  2. Destaca lo mejor de la empresa
  3. Haz una buena redacción sin faltas de ortografía
  4. Cuida la estructura y la distribución de la información
  5. Incluye buenas imágenes e infografías que ayuden a aligerar la lectura
  6. Cuida la tipografía y los espacios para una buena estructura
  7. Haz un dosier claro, elegante y atractivo, que apetezca leer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies